2.8.11

Nuestra vida sin tele

Teníamos tres televisores. Uno en la habitación nuestra,padres y Siro; una en el comedor y otra en el living (pantalla grande). A pesar de esto nunca fuimos de mirar mucho, ni durante horas. Así que el uso que hacíamos de ellos se limitaba a: Olivia, mirar Angelina a las 11 am y a veces un rato de Backardigans hasta el almuerzo; Yo buscar " cosas raras" en canal encuentro, film&arts, El Gurmet y alguna vanalidad de moda o diseño, pero un ratito a la hora de la siesta o antes de la cena. Con mi compañero, antes de dormir, cada mil años enganchábamos Doctor House, pero a esa hora el sueño nos vence. Las chicas grandes veían un programa para adolescentes , el año pasado al llegar de la escuela (una hora) y los fines de semana una serie de Vampiros o alguna peli, cuando los chiquitos ya se hubieran dormido.
Cuento con detalles el uso que le dábamos, porque así y todo el cambio a no tener cable, a no mirar mas tele, ha sido asombroso y muy significativo.
Creo, que yo misma he sido la que mas tardó en adaptarse o la que mas heché de menos esos momentos en que la mente realmente "deja de pensar" .

Hemos ganado momentos en familia. Durante la cena, que es cuando nos encontramos reunidos los 6, las charlas han fluido libremente. Ya nadie pide encenderla, ni continuar mirando lo que hasta ese momento estaban viendo, las sobremesas son mas largas y con mas participación de todos. Es que al no estar durante el día encendida, los momentos en que la vida de todos se entremezcla son mas abundantes, a pesar de los horarios limitados en casa, sobre todo de las adolescentes. Aún seguimos luchando contra la compu ( que el gobierno regaló a la mayor de la familia, :( que es de mucha utilidad para el estudio, pero que también se usa todo el dia para chatear, mirar videos etc)
Las mañanas de oli, nunca comienzan con un:"hoy puedo ver Angelina?" o un "puedo mirar ahora dibus? y después no miro Angelina! " Y eso para mi ya es relajante. Antes había llegado a pedir mirar tele en cada momento que no sabía a qué seguir jugando. Y ESO QUE NO PASABA DE UNA HORA O MEDIA DIARIA!
También me estaba molestando el grado de asimilación que tenían algunas publicidades. Sobre todo de lacteos y mamaderas para bebotes de juguete. Y ni hablar de todo lo demás que yo podía leer entre comillas del resto!
Hoy el conflicto entre mirar tele o realizar cualquier otra actividad, no existe. Y eso a mi me parece provechoso. Ella se adaptó perfectamente y solo el primer día lamentó no mirar su programa preferido. La primer semana miramos algunos videos de este dibujito que tanto le gustaba en you tube; pero a medida que pasaron los días se fue olvidando y ahora a la mañana salimos a caminar, dibuja, juega con sus maderitas, con su hermano o toca la flauta, actividades que desde muy chiquita hacía sin ningún problema, pero que ahora que está creciendo, estaban siendo "interferidas" por la costumbre de mirar a determinada hora un programa.

El no tener cable, ni tv, implica poder elegir realmente qué es lo que se desea mirar. No hacerlo por "inercia" o costumbre y ser mucho mas selectivos, ya que uno es el que busca y la oferta es mas amplia que al hacer zapping. Además quedas bastante libre de publicidad, con todos los beneficios que esto tiene, hasta para los adultos (yo no se si por crecimiento interior o por esto mismo, estoy siendo cada vez mas "amable conmigo y mi imagen personal), mi vista se recrea día a día con la imagen de mujeres y hombres reales y no esteretipados. Lo mismo la de mis hijos. También la supuesta "necesidad" de consumo se ha visto día a día reducida.

Desde que no tenemos tele hemos elegido al estar frente a una pantalla: videos de música, música infantil y para nosotros, la serie completa de Heidi, que nos ha enamorado a todos :D y es ALTAMENTE recomendable! ( eso sí, nosotros salteamos a pedido de Oli, los capítulos de Heidi en Frankfurt)Nos ha encantado la manera en que el abuelito acompaña su crecimiento, el enfoque que el autor hace del punto de vista infantil con respecto a los niños, la naturaleza,y la educación. También vimos películas: UP, El rey León, y Ponio. Nosotros, los papás, volvimos a ver pelís también y algo de cine arte, que tanto extrañábamos. Encontramos una página, cuevana, desde la cual elegimos algunas. A mi me gustaron: Los Edukadores, El Discurso del Rey, Amellie( aunque ya la había visto), y Diarios de Motocicleta.

Y no tiene precio, lo que significó, la desaparición de los noticieros o las noticias policiales y sensacionalistas que quieras o no, se viven filtrando entre programa y programa, hasta cuando sólo se miran canales de cable. Liberación mental total!!! emocional!!! impresionante! Esa idea constante de que te estas salvando por un pelito, de que "esta vez te toque a vos" Siento que por fin me liberé de ese " estar informada" general que te deja al margen de aquellas noticias que te pueden interesar realmente, y te desinforma o mal informa. Que no profundiza en nada y es tan superficial.




Viva mi vida sin tele, sin cable y sin intrusos! ME QUEDO CORTA AL contar cuánto ganamos!


3 comentarios:

Feliz Mamá dijo...

Muchas felicidades!!!
Dan unas ganas de desconectarse también!!

paloma dijo...

Buenísimo el post!! Me lo había perdido pero tienes toda la razón. Me he reído con lo del que te gustas más desde que no tienes tele, eso me pasa a mi, yo me miro al espejo y me veo tan estupenda, pero como alguna vez vea la tele en casa de los abuelos o caiga en mis manos una revista de esas femeninas, qué horror!!! empiezo a compararme y al final salgo mal parada ¡¡¡claro!!!
Yo siempre creo que criar a los niños es tan fácil sin tele, meterla en casa es como meter al enemigo, lo que tu comentas sobre todo de la publicidad..
Besitos y enhorabuena por el cumple de Siro, por los cachorros de tu gatita, por todo. Muakkk y dale un fuerte abrazo a Jime de mi parte si la ves.

vilmati dijo...

Tal cual,Paloma, es vivir con el enemigo tener tele en casa. Hoy a meses de haber tomado esta decisión, me doy cuenta que no nos perdemos de nada y que esa supuesta información de la que nos privamos no es real. Y sigue habiendo tanta gente haciendome el comentario ese de que cómo hacemos para saber lo que está pasando. Otra cosa que pienso es que cada vez veo mejor la manipulación y el interés que hay detras de vendernos eso cómo necesario y como noticia importante. Cuanto timpo mas tenemos para vivir realmente nuestra propia vida, cuénto mas para pensar desde nuestra propia perspectiva y de buscar aquella información que sea acorde con nuestros intereses. Y... esto da para otro post, de tanto que escribo.
Paloma me has puesto muy contenta al leerte por aquí otra vez. A Jime hace rato no la veo, ya que se mudó a otra prov. ( Córdoba) hablo por tel cad tanto. Está feliz. Planeo ir este verano. la extraño. Besos y abrazo grande para ti!!!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails